Page 9 - Documentacion_tecnica

This is a SEO version of Documentacion_tecnica. Click here to view full version

« Previous Page Table of Contents Next Page »
Abono. El nitrógeno es un nutriente clave para el césped.
Actualmente hay abonos de liberación lenta que te aseguran
tener bien alimentada la pradera durante dos o tres meses.
Así evitas las quemaduras por exceso de nitrógeno o la
debilidad y el amarillamiento que produce en las hojas la
falta de este nutriente. Se recomienda aplicarlo 1 o 2 días
después de haber segado y luego regar, en primavera y otoño,
que son las estaciones en las que el césped realiza sus
crecimientos más importantes.
Plagas y enfermedades. Observa tu pradera, infórmate sobre
las plagas y enfermedades más habituales y actúa cuando
aparezcan los primeros síntomas. Los vendedores te
asesorarán acerca del tratamiento que debes aplicar.
Resiembra. Para reparar áreas muy secas, calvas o muy
amarillas, puedes utilizar semillas repobladoras. Es una
mezcla con elevada resistencia al uso y a las altas
temperaturas que se
adapta fácilmente al suelo. Antes de sembrarlas, elimina la
hierba seca y remueve un poco la tierra. Después de la
siembra, riégalas hasta que tengan 2 o 3 hojas.
Herbicidas selectivos. Aplícalos siempre siguiendo las
instrucciones del fabricante. En general, se emplean de 1 a 3
días después de la siega, con tiempo seco, caluroso y sin
viento, el suelo húmedo y la hierba seca.
Recuerda que para aplicar productos estos fitosanitarios
debes tener el carné de aplicador.
INDICE